Los protectores de brida con detector de pH de Comdiflex están compuestos por un tejido de fibra de vidrio con recubrimiento de teflón que proporciona un aislamiento excelente frente a cualquier fluido. Para el cierre consta de velcro que facilita su instalación.

El protector se adapta perfectamente a la forma de la brida e incorpora un detector de pH para localizar rápidamente las fugas que puedan producirse en su interior. Todos los protectores son fácilmente instalables, desmontables y reutilizables.

Los protectores de brida con detector de pH, proporcionan contención a las fugas en dispersión, evitando así daños físicos a los trabajadores.

Las tiras reactivas son fácilmente reemplazables por una nueva una vez utilizadas.